28 julio 2011

El abanico de Lady Windermere.

- ¡Ah, es usted una fascinante puritana Lady Windermere!

- El adjetivo era innecesario Lord Darlington.

- No pude evitarlo. Puedo resistir cualquier cosa excepto la tentación.


El abanico de Lady Windermere. Oscar Wilde.

No hay comentarios: